Regreso a Buenos Aires.

Arribamos al puerto de  Buenos Aires luego del recorrido por Uruguay, donde realmente nos atendieron como reyes: Lore, Tau y Arturo.

Ya en Buenos Aires nos alojamos por unos días en el Hostel Petit Recoleta, un alojamiento con  buena ubicación y excelente relación  precio-calidad. Además de tener un staff  super copado el lugar está muy bueno para hospedarse si pasás por la ciudad  Buenos Aires.

Luego la visita llevó a la casa de los papás de una gran amiga: Clau! Como Pablo tenía que hacerse un chequeo en el hospital de Pilar nos alojaron Pocha y Don Romero en su casa en José C Paz, ahí estuvimos unos días disfrutando de toda la familia que nos hicieron sentir como hijos y como en casa (además de engordarnos). Un gran saludo para toda la gran familia. También estuvimos con Aldo, Lu  y Gaby, con quienes tomamos unos mates, la próxima con más tiempo se vendrá un asado! jeje

Las otras visitas fueron a la casa de la familia  de mis tíos y primos y la gran visita a la abuela Angelita que, siempre con su sonrisa y consejos, te alegran el alma.

El sábado almorzamos con la abu, los tíos, Pao, Pablo y Matu,  disfrutamos de un lindo almuerzo y luego bajamos a tomar unos mates con las vecinas, donde contábamos un poco la aventura que se venía por delante.

A la noche nos fuimos a la casa de mis primos Naty y Pe, a ver a Ramy y conocer a la bella Emma, una de las últimas integrantes de la familia, cenamos con Grisu y su novio y la pasamos a puras  risas y cervezas.

Ya al otro día, domingo, salimos temprano rumbo para la despedida de los viajeros más copados: la  familia Zapp.  Tomamos un tren de Claypole a Constitución y un subte, nos cambiamos en el hostel (ya que nuestras mochilas grandes habían quedado allí guardadas).Volvimos al subte y tomamos en Retiro el tren  a Pilar y desde ahí un bus hasta Cardales, luego de ahí caminamos e hicimos dedo y llegamos al encuentro! Un poco cansados pero fue genial, porque nos encontramos con Isa, Edu y Mafi con quienes veníamos postergando el encuentro desde Bariloche, Montevideo y por fin se dio en ese marco genial. Además conocimos a Tahiel, un groso; nos vimos con Dino y Aldana, unos genios de los viajes!

También muchos más viajeros que el universo nos puso en el camino, como el caso de un chico de Perú que contó su historia de viajes y nos emocionó a todos. Luego nos dimos un abrazo con cada viajero así que este fue largo y nos cargó de energía positiva para nuestro viaje.

Ni hablar de ver a toda la familia viajera Zapp, hermosas personas que transmiten mucho de la libertad y los sueños! Además le regalé el libro “Atrapa tus sueños” a Pablo y Herman nos lo dedicó, increíble!

Para finalizar el día teníamos que llegar al hospital de pilar a las 19 horas y los chicos de Latinoamericando nos llevaron, fue un placer compartir unos minutos de charlas con estas bellas personas y Mafi la viajera de 4 patas (hermosa perra que los acompaña).

Al otro día nos mudamos al departamento de Juampi, un amigo que hice en Río de Janeiro junto a Debo y Mary, allá por el 2012. Nos recibió con los brazos abiertos y le estamos agradecidos por la buena onda, como siempre compartimos charlas y buenos momentos con él y Debora.

Finalmente seguíamos visitando barrios porteños, un amigo de Pablo, Juan nos ofreció su depto. (con una vista increíble de la ciudad), ya que en esos días se iba de vacaciones a Salta.

Cuando fuimos a buscar la llave conocimos a su mamá y sobrino, que por cierto ella es un encanto y le mandamos un besote!

Para despedirnos de Buenos Aires  y luego de otros trámites, fuimos a pasear al Tigre y visitamos el Parque de la Costa, que inauguró una nueva sección de juegos acuáticos. Como los parques me pueden, no le quedó otra a Pablo que tirarse de los toboganes de altura jaja.

Otras de las cenas lindas fue con Roberto quien nos invita a su casa cada vez que andamos por Baires, además le agradecemos por el obsequio que con tanta precisión hizo.

Bueno fueron días de visitas y tramites que  se nos pasó volando, de hecho nos hubiera gustado visitar a mucha más gente de Bs As o quedarnos más tiempo, pero ya queríamos salir rumbo a Perú.

Pablo y Gabo.